3 agosto, 2021

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Incorporan al Inmujeres en la Junta Directiva de la Conade


Avalan por consenso adición a la Ley General de Cultura Física y Deporte

Boletín No. 6048

La Cámara de Diputados incorpora al Inmujeres en la Junta Directiva de la Conade

• Avalan por consenso adición a la Ley General de Cultura Física y Deporte

• Se mandó al Senado de la República para sus efectos constitucionales

El Pleno cameral aprobó con la unanimidad de 425 votos a favor, el dictamen que incorpora al Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) en la Junta Directiva de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade).

Además, con la adición de un inciso k) al artículo 18 de la Ley General de Cultura Física y Deporte, se busca garantizar la igualdad sustantiva de género y eliminar los obstáculos que impiden la participación de las mujeres en el deporte organizado.

El documento enviado al Senado de la República para sus efectos constitucionales, precisa que, en el ámbito convencional y constitucional, se reconoce la no discriminación hacia las mujeres, y por tanto, el derecho a contar con las mismas oportunidades para la práctica del deporte.

Fortalecer inclusión de las mujeres en el deporte

Al fundamentar el dictamen de la Comisión de Deporte, la diputada Claudia López Rayón (Morena) señaló que la intención es fortalecer la inclusión y perspectiva de género en el deporte y la activación física.

Indicó que el deporte como actividad sustantiva en el desarrollo integral y formación de las personas, también es presa de la sociedad patriarcal y de sus mecanismos que generan desigualdad, exclusión y violencia en contra de las mujeres que deciden practicar algún deporte.

“Superar los estereotipos culturales que se convierten en barreras y obstáculos para que las mujeres gocemos de las mismas oportunidades y así desarrollemos todas las facetas en el ámbito deportivo, es uno de los objetivos que como sociedad debemos tener”, afirmó.

El Inmujeres, dijo, rescatará a la Junta Directiva de la Conade y abonará para que el deporte en el país, por medio de sus políticas públicas, fortalezca la perspectiva de género.

Hizo votos por seguir atendiendo la participación de las mujeres en el deporte, extendiéndola a las más diversas disciplinas, en particular, promover entre las niñas como parte de su desarrollo, la práctica deportiva lejos de clichés familiares y sociales que determinan qué deporte sí y cuáles no deben practicar.

López Rayón argumentó que la inclusión del Inmujeres ayudará para avanzar en la igualdad sustantiva, y abonará para la formulación de protocolos que erradiquen la violencia, acoso y abuso sexual durante la práctica del deporte, y “no se atienda adecuadamente a las víctimas de estos flagelos”.

Recordó que el objetivo general de Inmujeres es promover y fomentar las condiciones que posibiliten la no discriminación, la igualdad de oportunidades, de trato entre géneros, el ejercicio pleno de todos los derechos de las mujeres y su participación igualitaria en la vida política, cultural, económica y social.

No hay disposición que garantice mismas oportunidades

La diputada María Eugenia Leticia Espinosa Rivas (PAN) señaló que, a casi ocho años de la publicación de la Ley General de Cultura Física y Deporte, no hay en ella disposición alguna que garantice el mismo trato y las mismas oportunidades para las mujeres en la actividad física, la cultura física y la práctica del deporte.

Mencionó según datos del INEGI, hay menos mujeres activas físicamente en comparación con los hombres; ellas solo dedican cuatro horas 49 minutos a la práctica del deporte, frente a las 5 horas y media que le dedican los hombres. Además, entre las 60 franquicias de las principales ligas profesionales de México, sólo hay 13 mujeres que ocupan puestos de alta dirección.

Por lo anterior, dijo, se suma que muchas mujeres deportistas suelen tener sueldos más bajos, menos patrocinadores, peores condiciones de contrato y presencia casi invisible en los medios de comunicación. El dictamen, afirmó, significará un parteaguas para las políticas, programas y presupuestos en la materia, porque abrirá paso a que todas ellas consideren la incorporación de mecanismos que permitan identificar, criticar y valorar la discriminación, desigualdad y exclusión de las mujeres.

A %d blogueros les gusta esto: