12 septiembre, 2021

FGR atrae investigación por ataque armado en Reynosa

FOTO: GABRIELA PÉREZ MONTIEL /CUARTOSCURO.COM / ARCHIVO / REYNOSA, TAMAULIPAS, 21OCTUBRE2019.- Familiares de desaparecidos de Reynosa y Tampico, Tamaulipas organizaron una búsqueda a través de la asociación “Juntos Tamaulipas” y la Comisión Estatal de Búsqueda en terrenos cercanos al Puente Internacional Azaldúas, a un kilómetro de Estados Unidos, donde se encontraron restos humanos durante el primer día del operativo. En el estado de Tamaulipas se registran aproximadamente 8 mil desaparecidos de 2002 a la fecha, en el municipio de Reynosa se estima que al menos son 4 mil las víctimas registradas.

Una serie de ataques armados en contra de ciudadanos que dejó al menos 19 muertos, ha cimbrado la ciudad de Reynosa en el estado de Tamaulipas, al noreste del país.

Aunque algunas fuentes señalan que las víctimas mortales son al menos 23, en un comunicado oficial la Fiscalía General de la República informó que ha contabilizado al menos 19, entre ellas jóvenes, menores de edad, mujeres y adultos mayores que aparentemente fueron asesinados al azar.

Autoridades locales informaron del rescate de dos mujeres cuando eran trasladadas en la cajuela de un auto, así como la detención de un sospechoso.

La Guardia Nacional, el Ejército, elementos de la policía estatal y agentes de la Fiscalía de Tamaulipas implementaron un despliegue en la zona durante el fin de semana, sin embargo, hasta el momento no han dado mayores informes del móvil.

“El Grupo de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz en Tamaulipas informa que personal del Ejército Mexicano, Guardia Nacional, Policía Estatal y de la Fiscalía General de Justicia del Estado mantiene despliegue operativo en diversos puntos de la ciudad de Reynosa para realizar labores de patrullaje y vigilancia”, señaló la Fiscalía de Tamaulipas en un comunicado.

Adultos mayores, obreros de la construcción y de la maquila, taxistas, un joven recolector de basura, familias, comerciantes y un enfermero son parte de las víctimas.

A las 12:30 horas del sábado 19 de junio, las autoridades estatales detectaron que una caravana de 3 vehículos con gente armada salió de la brecha el Berrendo rumbo a la colonia Almaguer en Reynosa. Antes de comenzar los ataques robaron una camioneta y avanzaron hacia el sector habitacional.

Aproximadamente a las 12:45 horas, el grupo de sujetos asesinó a 7 hombres que se encontraban dentro de un domicilio, ubicado en la avenida Rodríguez en la colonia Almaguer. Posteriormente, avanzaron hacia la colonia Obrera y asesinaron a otros 2 hombres. Minutos después, en la colonia Bienestar, el mismo grupo ultimó a un par de hombres y una cuadra adelante mató a una familia integrada por 2 mujeres y un hombre, para quitarles la camioneta donde viajaban.

Para las 13:30 horas, los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas respondieron a las llamadas de auxilio y a las 14:00 horas dieron alcance al comando en las inmediaciones del Puente Pharr, donde los elementos estatales se enfrentaron a los sujetos armados.

Uno de los agresores fue abatido y otro más fue detenido. Al revisar los vehículos, los policías encontraron 2 mujeres amordazadas en la cajuela de un automóvil, además aseguraron 3 camionetas y una arma larga.

15 personas murieron en enfrentamientos en la tarde de hoy en #Reynosa.

Grupos armados rivales se persiguieron por 4 colonias. Al final, se detuvo a una persona que llevaba en la cajuela de un automóvil a 2 mujeres, reportan autoridades federales y estatales. pic.twitter.com/w4ZdJMLXJI

— ElefanteBlancoMX (@MxElefante) June 19, 2021

La persecución de los responsables de la masacre continuó en la calle Dinamarca en la colonia Loma Real, al filo de las 20:00 horas, cuando fuerzas de seguridad federal y estatal encontraron a personas armadas a bordo de una camioneta Nissan Frontier color negro. De acuerdo con el reporte oficial, los civiles armados dispararon y al responder murieron 4 delincuentes, entre ellos una mujer.

La búsqueda del resto de los responsables se extendió a Río Bravo, ubicado a 23 kilómetros de Reynosa, por la noche del mismo sábado. Soldados y policías estatales recorrieron varios sectores y encontraron una granada sin detonar en la esquina de las avenidas Madero y Acapulco. Ya en la madrugada del domingo hubo persecuciones pero sin ningún detenido reportado por las autoridades.

Maki Esther Ortiz Domínguez, alcaldesa de Reynosa, pidió el sábado el esclarecimiento de lo ocurrido a través de su cuenta oficial de Twitter y reclamó que “se proteja a la ciudadanía de estos actos violentos”

Por la tarde del domingo, el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, lamentó los asesinatos de “ciudadanos inocentes” en Reynosa.

“Se investiga ya el móvil de estos actos que afectaron de manera directa a la población civil, en colaboración con el Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y la Fiscalía General de Justicia del Estado”, expresó en un comunicado.

Cabeza de Vaca exigió al gobierno federal asuma su responsabilidad en el combate a los grupos del crimen organizado. De acuerdo con análisis criminales, células de los Cárteles del Golfo, del Noreste y Zetas Vieja Escuela operan en territorio tamaulipeco.

“Las organizaciones criminales deben recibir por parte del gobierno federal una señal clara, explícita y contundente de que no habrá espacios para la impunidad, ni tolerancia ante sus reprobables conductas delictivas. En mi gobierno no habrá tregua para los violentos”, afirmó el mandatario.

En una entrevista que realizó la Revista Proceso a Geovanni F. Barrios Moreno, presidente de la asociación Justicia Tamaulipas con base en Reynosa, el activista calificó los ataques a la población como un hecho inédito, ya que no son daños colaterales producto de enfrentamientos entre delincuentes o con fuerzas de seguridad.

“Esto que sucedió, este tipo de delitos se encuentran tipificados en el Estatuto de Roma como delitos de lesa humanidad cuando un grupo delictivo ataca a la sociedad civil, y no entre ellos mismos como se venía dando. Creo que el aumento de la violencia es preocupante porque no sabemos a donde vaya a escalar”, dijo preocupado.

El Servicio Médico Forense entregó los cuerpos que fueron reclamados por sus familiares durante el domingo 20 de junio. El diputado Lara Bazaldúa anunció que pagará los servicios funerarios de las familias que lo soliciten.

Hasta ahora, el Grupo de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz no ha dado a conocer el estatus de la persona detenida y si hay avance en la identificación de los responsables materiales e intelectuales de los hechos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador condenó este lunes la masacre que cobró la vida de al menos 14 personas inocentes.

“Hechos lamentables en Reynosa, Tamaulipas le costaron la vida a personas inocentes, 14 personas inocentes, porque todo indica que no fue un enfrentamiento”, dijo el mandatario en su habitual conferencia.

Los hechos se registraron cuando un comando disparó en diversos punto de Reynosa, “a gente que no estaba en plan de confrontación”, enfatizó López Obrador.

“Es un ataque cobarde que le quita la vida a personas inocentes”, reiteró López Obrador.

El Presidente dijo que ha dado instrucciones para que sea la Fiscalía General de la República la institución que investigue el caso.

Por su parte, la Fiscalía General de la República (FGR) informó que en el ámbito de su competencia en materia de delincuencia organizada y la utilización de armamento exclusivo del Ejército, y a petición del Gobierno de ese estado, atrajo la carpeta de investigación del fuero común para integrarla al fuero federal, en forma inmediata. 

La FGR ha requerido a las autoridades locales, con base en la legislación vigente, su participación y auxilio en la indagatoria federal y en las diligencias que debe continuar la autoridad local, por los delitos del fuero común que se han cometido. 

Por lo que toca al detenido Jonathan “R”, éste será puesto a disposición de las autoridades judiciales federales en el término constitucional, en razón de habérsele encontrado con un arma larga de uso exclusivo del Ejército; mientras, se continúan las investigaciones correspondientes a estos delitos de la más alta violencia, que son consecuencia de la lucha territorial de grupos delictivos de Río Bravo, Tamaulipas, contra los cárteles que operan en Reynosa.  

Conforme se avance en la investigación, se continuará informando puntualmente. 

Las víctimas de la masacre

Entre las víctimas del ataque se encuentran adultos mayores, obreros, taxistas, comerciantes, estudiantes y familias.

Una de ellas fue Fernando Ruiz Flores, técnico en enfermería de 19 años. El joven originario de Río Bravo trabajaba en una cuadrilla de obreros de la construcción de la empresa Tracotamsa, cuando el grupo armado les disparó y quitó la vida a él y 2 compañeros.

Fernando acordó con su padrastro, Jesús Martínez, laborar de albañil para pagar los estudios en medicina. Su tutor estuvo en el lugar del asesinato y, al escuchar los disparos, ordenó a la cuadrilla protegerse pero 3 de ellos no lo lograron, entre ellos su hijastro, y él quedó herido.

Vecinos de la colonia Bienestar aseguraron que dos de las víctimas ultimadas dentro de una tienda de abarrotes, eran el dueño y un cliente, hombres de 55 y 24 años, respectivamente.

Otra víctima de la masacre es Eduardo, trabajador de maquilas en Reynosa. El diputado local Alberto Lara Bazaldúa publicó un video junto a la hermana de la víctima, momentos antes de ingresar al funeral en la colonia Almaguer.

El legislador, quien es secretario general del Sindicato Nacional de Industrias Maquiladoras, refirió que Lalo laboró en las empresas BBB, Cornelius y otras compañías establecidas en el municipio fronterizo.

(Con información de Proceso, Animal Político e Infobae)

A %d blogueros les gusta esto: