6 febrero, 2020

Rosario Robles permanecerá en prisión durante su juicio

La audiencia se realizó a petición de la defensa de Robles, quien se encuentra en prisión preventiva en el Penal de Santa Marta Acatitla desde agosto de 2019

Ciudad de México.- Después de 10 horas de audiencia, el Juez Ganther Alejandro Villar Ceballos determinó que la exfuncionaria peñista, Rosario Robles Berlanga, acusada de desviar miles de millones de pesos del erario público, deberá continuar en prisión preventiva.

El juez se negó a cambiar la medida cautelar por un brazalete electrónico para que pudiera continuar su proceso en libertad, como proponía la defensa de la exsecretaria de Desarrollo Social, por la posibilidad de fuga.

La audiencia se realizó a petición de la defensa de Robles, quien se encuentra en prisión preventiva en el Penal de Santa Marta Acatitla desde agosto de 2019, señalada como presunta complice de la llamada “Estafa Maestra”, un esquema donde se otorgaron contratos multimillonarios a universidades y asociaciones civiles mediante empresas fantasma.

La solicitud se dio luego de que el Consejo de la Judicatura Federal (CJF) removiera del caso al juez Felipe de Jesús Delgadillo Padierna, ante los reclamos por un presunto conflicto de intereses por ser sobrino de la diputada federal Dolores Padierna, rival política de la imputada.

Los representantes de la Fiscalía General de la República presentaron un informe en el que destacaron que a lo largo del sexenio de Enrique Peña Nieto recibió 12 millones de pesos por ingresos en sus cargos y alrededor de 3 millones por seguros de separación. Además de una bitácora de los viajes que realizó en los últimos dos años, con lo que argumentó que Robles tenía la capacidad económica para evadir la justicia.

Respecto al cambio de juez, el caso quedará en manos de Ganther Alejandro Villar Ceballos, pues Delgadillo Padierna fue asignado el pasado mes de enero como administrador del Centro de Justicia Federal del Reclusorio Sur, esto tras verse envuelto en diversas polémicas como la liberación de 30 detenidos por supuestos vínculos con la Unión Tepito, célula criminal que controla la Ciudad de México.

Fue el juez Delgadillo quien vinculó a proceso y ordenó la prisión preventiva en contra de la exsecretaria de Desarrollo Social.