5 diciembre, 2020

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Comisión de Energía aprueba el PEF 2021

• El presupuesto de 1 billón 95 mil 919 millones 351 mil 555 pesos para el sector no requiere ampliaciones o reducciones

• Plantean que Pemex y CFE vuelvan a ser palancas de desarrollo y fortalecer el subsidio a tarifas eléctricas

La Comisión de Energía, que preside el diputado Manuel Rodríguez González (Morena), aprobó la opinión respecto del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2021 (PPEF2021).

En el documento se señala que en lo relativo al Sector Energético no requiere ampliaciones o reducciones presupuestarias en razón de que presenta un presupuesto global de 1 billón 95 mil 919 millones 351 mil 555 pesos.

Indica que “si bien el Sector presenta un decremento presupuestal de más de 21 mil millones de pesos –lo que se refleja en un menos 5.18 por ciento en términos reales— los recursos asignados están en completa armonía con los objetivos planteados en la materia por el Ejecutivo Federal, orientados a lograr la soberanía y seguridad energética y el rescate de las empresas productivas del Estado”. 

Recomienda que en el ámbito de sus facultades, las comisiones de Presupuesto y Cuenta Pública, y la de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación, den puntual análisis y seguimiento al ejercicio de los recursos públicos destinados al Sector Energético durante 2021.

Se consideró pertinente dejar testimonio de que es fundamental, que en los presupuestos de egresos de la Federación por venir, se continúe fortaleciendo el “Subsidio a las Tarifas Eléctricas”, en beneficio de la economía de las familias mexicanas.

La opinión refiere que el PPEF 2021 se presenta en un momento en que el país enfrenta la crisis sanitaria causada por el virus SARS-CoV2 (Covid-19) y la económica como consecuencia de las medidas de distanciamiento social y suspensión de actividades para disminuir la velocidad de propagación. 

Es un momento histórico, señala, que suma obstáculos para alcanzar los objetivos de desarrollo con bienestar.

Se reconoce que es prioridad del Gobierno consolidar el gasto público como instrumento que, junto al consumo, la inversión privada y las exportaciones no petroleras, contribuya a reducir el impacto negativo de los factores externos en la economía nacional. Por ello, se busca que el PPEF 2021 se constituya en la hoja de ruta para el logro de los objetivos prioritarios de desarrollo nacional. 

Destaca que el PPEF 2021 refleja la necesidad de continuar fortaleciendo financieramente a las empresas productivas del Estado, con una dinámica de aceleración económica que permita reactivar y detonar el sector, y fortalecer las finanzas públicas.

Precisa que uno de los grandes objetivos es rescatar Petróleos Mexicanos (PEMEX) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para que vuelvan a operar como palancas del desarrollo nacional. 

Al respecto, se prevé destinar 45 mil millones de pesos para fortalecer la posición financiera de la petrolera y continuar la construcción de la refinería Dos Bocas, en Paraíso, Tabasco. El objetivo de la empresa es detener y revertir la caída en la producción del petróleo intensificando la exploración en cuencas terrestres y aguas someras, así como rehabilitar las seis refinerías del Sistema Nacional de Refinación.

Menciona que durante el ejercicio fiscal 2020 entró en vigor una modificación al régimen fiscal de Pemex, contenida en el artículo 39 de la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos, para ajustar la tasa del derecho por utilidad compartida, que pasó de 65 por ciento, a 58 por ciento en 2020 y a 54 por ciento a partir del 2021.

Se estima un beneficio de 168 mil 700 millones de pesos entre 2019 y 2021, lo que redundará en recursos adicionales para que invierta en proyectos de gran calado, y genere mayor renta petrolera.

La propuesta de presupuesto para la CFE es de 417 mil 145 millones 392 mil 655 pesos. “Llama la atención el decremento por más de 39 mil millones de pesos, lo que implica una disminución del 11.64 por ciento en términos reales respecto al aprobado en 2020”. 

Los argumentos descritos, se reflejan en los programas “Comercialización de energía eléctrica y productos asociados” y “Mantenimiento de infraestructura” con una disminución presupuestal del 69.04 por ciento y 44.17 por ciento respectivamente.

También se plantean recursos por dos mil millones de pesos a CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos, con el fin de impulsar el desarrollo del bienestar, la inclusión social y financiera a través de la conexión a Internet de gran parte de la población mexicana que actualmente se encuentra excluida de este servicio. 

Se indica que la Secretaría de Energía (Sener) debe conducir la política energética del país para que el sector sea palanca de desarrollo, con entidades y empresas productivas y financieramente sanas, a través de instrumentos que garanticen el suministro competitivo, suficiente, de calidad, económicamente viable y ambientalmente sustentable de energéticos que requiere el país. 

Se precisa que los recortes presupuestales a la Comisión Reguladora de Energía y a la Comisión Nacional de Hidrocarburos en un 3.14 por ciento y un 3.30 por ciento respectivamente, se encuentra en congruencia con el principio de austeridad republicana para fortalecer las finanzas públicas, combatir la corrupción y hacer una mejor ejecución del gasto público.

Se plantea que el sector energético sea base para el desarrollo nacional, logrando el acceso a insumos energéticos a precios bajos, fomentar el uso eficiente de la energía, impulsar la investigación y el desarrollo tecnológico, promover fuentes alternativas de energía y tener seguridad de abasto, para contribuir a las metas señaladas en la agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.