3 diciembre, 2020

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Estados Unidos retira cargos contra Salvador Cienfuegos

Ciudad de México.- La Fiscalía General de Estados Unidos anunció este martes que por petición de México, retiraría los cargos en contra del exsecretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, acusado por narcotráfico y vínculos con el crimen organizado.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos anunció que desechará los cargos contra Cienfuegos, para que sea investigado y , en su caso, imputado por autoridades mexicanas.

Argumentando razones de “política exterior”, en los documentos desclasificados se lee que la Fiscalía del Distrito Este de Nueva York, pidió a la Jueza Carol B. Amon que la Corte desestime la acusación formal.

“Estas superan el interés del gobierno en seguir el procesamiento del imputado”, señala el escrito al mencionar que el gobierno mexicano solicitó que se desestimen las acusaciones contra el general Cienfuegos ya que la Fiscalía realizará su propia investigación.

“Tras la detención del imputado funcionarios del gobierno de México, que no tenía (conocimiento) en el momento de la detención (Cienfuegos) participaron en discusiones con funcionarios del gobierno de los Estados Unidos sobre los cargos pendientes contra el acusado”, se señala.

El Departamento de Justicia de EU informó en un comunicado que ya ha compartido con la Fiscalía General de la República (FGR) “pruebas en este caso y el compromiso de continuar la cooperación, dentro de este marco, para apoyar la investigación de las autoridades mexicanas”.

“El Departamento de Justicia de los Estados Unidos, en virtud del tratado que rige el intercambio de pruebas, ha proporcionado a México pruebas en este caso y se compromete a continuar la cooperación, dentro de ese marco, para apoyar la investigación de autoridades mexicanas”, publicó en un comunicado.

De acuerdo con las instituciones de ambos países, al enterarse de los cargos contra Cienfuegos, acusado de conspiración para fabricar, importar y distribuir narcóticos en los Estados Unidos y lavado de dinero, la Fiscalía abrió su propia investigación. 

“Nuestra homóloga norteamericana tomó la decisión de solicitar a la Jueza que se desestimen los cargos penales contra Salvador Cienfuegos, para que sea investigado y, en su caso, procesado acorde con las leyes mexicanas”, expuso también la Fiscalía General de la República. 

Para oficializar la resolución, este miércoles la jueza estadounidense Carol B. Amon concedió el desistimiento que la Fiscalía de Estados Unidos pidió sobre los cuatro cargos relacionados con el narcotráfico en contra del extitular de la Defensa Nacional.

Con ello, el general Salvador Cienfuegos podrá regresar a México en los próximo días, donde, hasta el momento, no existe ninguna orden de aprehensión en su contra, por lo que cuenta con su plena libertad.

En la audiencia que se realizó vía telefónica, la Jueza Amon desestimó los cuatros cargos no sin antes hacer hincapié en que las acusaciones eran graves, pero esta decisión era un acuerdo entre ambos gobiernos.

Al hablar por primera vez desde que fue arrestado, Cienfuegos declaró estar conforme con la resolución, la cual incluye su deportación a tierras mexicanas.

Ahora toca a la Fiscalía General de la República, a cargo de Alejandro Gertz Manero, obtener de un juez una orden de aprehensión contra Cienfuegos a partir de las pruebas que proporcionaron las autoridades de Estados Unidos.

Es un acto de respeto a México, no impunidad: Ebrard

En conferencia de prensa, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, explicó que esta decisión implica que el general retirado retornará a México contando con su libertad, sin embargo, indicó que la Fiscalía General de la República inició una investigación al respecto, tras recibir documentación de las acusaciones contra Cienfuegos este 11 de noviembre.

El canciller explicó que los delitos presuntamente cometidos por el general habrían ocurrido en territorio mexicano, por lo que el gobierno considera que deben aplicarse las leyes mexicanas.

“Significa un acto, una decisión que vemos con simpatía y positivo, no lo vemos como un acto hacia la impunidad sino como un acto de respeto a México y a las Fuerzas Armadas”, expuso el secretario, quien señaló que las imputaciones que se hagan deberán probarse. 

Por su parte, el presidente Andrés Manuel López Obrador descartó que exista algún acuerdo entre su gobierno y el de Donald Trump para la liberación del militar, así como la supuesta amenaza de limitar a los agentes de la Administración de Control de Drogas (DEA, por sus siglas en ingles) que están acreditados en México, como lo dio a conocer The Washington Post.

“No hay nada oculto, nosotros actuamos a partir de principios y lo que se hizo en este caso fue intervenir en materia política, diplomática para expresar nuestra inconformidad ante un hecho que se presenta, deciden juzgar en Estados Unidos sin conocimiento de nuestro gobierno, esto va más allá de lo legal”, afirmó el presidente López Obrador.

En octubre pasado, el juez Alexander F. MacKinnon de la Corte Federal de California negó en una primera audiencia la libertad bajo fianza para el militar retirado, ante la posibilidad de que el general Cienfuegos utilizara sus contactos en México para escapar, por lo que lo mantuvo en prisión.

Sin embargo, el 13 de noviembre la fiscalía de Estados Unidos y la defensa de Cienfuegos Zepeda pidieron al juez aplazar el inicio de su proceso, pues estaban en negociaciones para resolver el caso sin necesidad de un juicio.