Polígrafo Mx

Alianza Federalista plantea adquirir por cuenta propia la vacuna contra la COVID-19

Ciudad de México.– Después de que la  Comisión de Protección Contra Riesgos Sanitarios autorizara el uso de la vacuna de Pfizer contra la COVID-19, los gobernadores integrantes de la Alianza Federalista reclamaron la falta de comunicación por parte de las autoridades del gobierno de México, y plantearon adquirir sus propios fármacos, a través de la Cofepris.

El Gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, declaró que no tienen claridad ni mayor información sobre el plan de vacunación del gobierno federal, por lo que la próxima semana analizarán la posibilidad de adquirir las vacunas para los ciudadanos de sus respectivas entidades.

“Traemos esa preocupación, vamos a dar a conocer un planteamiento para ver si a través de los proveedores que tenemos nosotros, podemos conseguir esas vacunas, a pesar de que depende de la Federación”, detalló.

Lamentó que la Federación mantenga en la incertidumbre a los estados, luego que no se ha informado cuándo llegarán las vacunas, ni cómo se hará la distribución y la aplicación de las mismas.

“No han sido claros en cómo, cuándo se van a distribuir las vacunas que estén llegando al territorio nacional, solamente sabemos de esos dos estados, que estarán llegando unas pocas”, argumentó.

“Vamos a hacer el intento por parte de los gobiernos de los estados y ver si nos permiten, a través de nuestros proveedores, adquirir esas vacunas”, informó.

Al respecto, el Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, aclaró que ninguno de los 32 gobiernos estatales podrá hacer sus propias compras de las vacunas contra el nuevo coronavirus.

Durante su intervención en el reporte diario de la pandemia en México, el funcionario de salud recalcó que la facultad para la compra de la vacuna sólo la tiene el Gobierno federal y la Secretaría de Salud (SSa)., calificando la propuesta de los gobernadores como “individualista e irracional”.

“La Ley General de Salud estipula que son facultades del Gobierno federal o de la Secretaría de Salud organizar las medidas de prevención y control con colaboración de autoridades sanitarias estatales. Hay toda clase de elementos, desde ética, sentido común y de la ley que hacen ver que el aspirar a tener compras fragmentadas no lleva a buen puerto para ciudadanos del mundo, incluyendo al país; entonces no, no es posible”, dijo.

Finalmente, dijo que los gobernadores deberían reflexionar antes este tipo de iniciativas que pueden volverse egoístas y más cuando se avecina un proceso electoral tan grande como el del 2021.

“No me toca a mí juzgarlo. La sociedad irá evaluando quién le ayuda más a enfrentar problemas”, dijo desde Palacio Nacional.

Salir de la versión móvil