13 septiembre, 2021

Hablar del PRI siempre será hablar del malo del cuento

Por Diego Martínez Sánchez / @diegomtzsanchez

Hablar del PRI siempre será hablar del malo del cuento, y aunque después de la abrumadora derrota del 2018 juraron cambiar sus malos hábitos, pareciera que la promesa no duró y por el contrario, reforzaron las viejas prácticas que lo convirtieron en el partido más odiado de México. 

Y no hablamos solo del desvío de recursos públicos, la violencia heredada o todo el daño hecho a esta nación. Hablamos de la traición a sus propios militantes, a las bases que los encumbraron en el poder durante más de 80 años. A quienes hoy les pagan, otra vez, con desprecio y exclusión. 

Fieles a un sistema sustentado en el nepotismo y la corrupción, el Partido Revolucionario Institucional presentó su lista de candidatas y candidatos a Diputados plurinominlaes, encabezada por sus dirigentes, ex diputados, ex senadores, ex gobernadores o sus hijas, hijos, esposos, tíos y un largo etcétera. 

Entre los primeros nombres destacan Alejandro Moreno, así como la Secretaria general, Carolina Viggiano y su esposo, Rubén Ignacio Moreira Valdés, exgobernador de Coahuila.

Se suman el secretario de la organización del Comité Ejecutivo Nacional del partido, Ricardo Aguilar; la secretaria de Comunicación del CEN del PRI, Paloma Sánchez; el presidente de la Red de Jóvenes por México, Hiram Hernández y la secretaria de Vinculación con la Sociedad Civil del CEN, Laura Haro.

En la lista también aparecen el exsecretario de Economía, Idelfonso Guajardo; Pablo Gamboa Miner, hijo del exsenador Pablo Gamboa; y el líder de la Confederación Nacional Campesina (CNC), Ismael Hernández Deras.

Así como el Senador suplente, Eduardo Murat Hinojosa, hermano del gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat e hijo de José Murat Casab, presidente de la Fundación Colosio y cuñado de la empresaria María Guadalupe Alcántara Rojas, también candidata a Diputada plurinominal del PRI.

Otros nombres son los de Tonatiuh González, coordinador de los diputados priistas en el Congreso de la CDMX. y Ricardo Aguilar, exlíder del PRI en el Edomex.

Montserrat Alicia Arcos Velázquez, presidenta del Organismo Nacional de Mujeres Priistas (ONMPRI), y Pablo Guillermo Angulo Briceño, exdirigente de la CNC Campeche, entidad de dónde es originario el líder nacional del tricolor.

La gran sorpresa fue la oaxaqueña Eufrosina Cruz, expanista y cercana a Felipe Calderón y Margarita Zavala, quien competirá ahora por una diputación bajo las siglas del PRI, aunque esta noticia no ha sido bien recibida en su estado natal.

Uno de los principales reclamos por estas designaciones, ha sido el de la corriente Democracia Interna que encabeza el exgobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz Ortiz, quien a través de un desplegado firmado por varios liderazgos regionales del tricolor, exigieron la renuncia de Alejandro Moreno y todo su Comité.

A la demanda se suma la denuncia hecha en contra de Carolina Viggiano y José Murat, por acaparar los espacios que de acuerdo a ellos, deberían corresponder a las y los militantes.

Aunque seguramente los reclamos sean ignorados, el verdadero efecto de estas decisiones se verán en los próximos días y sobre todo, el día de las elecciones. Afectando no solo al Partido Revolucionario Institucional sino también a sus aliados PAN y PRD, con quienes forma la alianza Va por México, que busca derrotar a Morena y recuperar el control del Congreso de la Unión.

#HablemosDePolítica

A %d blogueros les gusta esto: