12 septiembre, 2021

Rinde protesta el primer Comandante del Ejército Mexicano

Por primera vez en su historia, el Ejercito mexicano tendrá una Comandancia, la cual será el área responsable del “desarrollo, generación de doctrina, adiestramiento, equipamiento y control administrativo” de las fuerzas armadas.

En un acto realizado en el Campo Militar Marte, en la Ciudad de México, el titular del ejecutivo junto al Secretario de la Defensa, encabezó la “Revista de entrada de la Comandancia del Ejército Mexicano”, la cual estará a cargo del General de Brigada Eufemio Alberto Ibarra Flores.

De acuerdo al informe “Reorganización de la Sedena”, elaborado por el Estado Mayor de la Defensa Nacional (EMDN) y filtrado a la prensa hace unas semanas, esta medida es parte de una reestructuración nunca antes vista al interior de la SEDENA, impulsada por el presidente Andrés Manuel Lopez Obrador.

Dicho documento destaca, además de la Comandancia del Ejército, la creación de un Estado Mayor Conjunto que estará integrado por miembros del Ejército, la Fuerza Aérea y la Guardia Nacional, y que será incorporada legalmente como fuerza armada. Ambas figuras administrativas y operativas que no habían existido en las Fuerzas Armadas mexicanas.

También modificarán las actuales funciones de la Oficialía Mayor, de la Subsecretaría.

El general de Brigada Eufemio Alberto Ibarra Flores es licenciado en Administración Militar por la Escuela Superior de Guerra (ESG) y tiene la maestría en Administración Militar, Seguridad y Defensa Nacional, por el Colegio de Defensa Nacional.

Hasta el pasado 30 de julio fungió como comandante de la IX Región Militar ubicada en Cumbres de Llano Largo, Guerrero, cargo en el que fue nombrado en septiembre de 2020 y despedido con honores por el gobernador Héctor Astudillo.

Ibarra Flores pertenece al arma de Infantería, con una carrera militar con más de 45 años de servicio ininterrumpido en la Sedena, fue reconocido por el presidente Andrés Manuel López Obrador el 20 de noviembre de 2020 en el Zócalo capitalino, junto con otros militares que alcanzaron 45 y 50 años de labor en las filas de la Secretaría.

También fue comandante de la 27 Zona Militar en Pie de la Cuesta, Guerrero, y tuvo mando de tropas al frente del 6° Batallón de Infantería en Miahuatlán, Oaxaca.

Ibarra Flores, quien será el primer comandante del Ejército Mexicano en la historia de la institución, pasó por la Sección Séptima (S-7, Operaciones Contra el Narcotráfico-OCN), donde ocupó el cargo de jefe de la Sección de Análisis y Estadística.

Se desempeñó como jefe de Servicios Generales de la IX Región Militar, a la que años más tarde regresó como comandante. En el ámbito civil, como militar comisionado en la extinta Procuraduría General de la República (PGR), ocupó el cargo de director general de Intercepción en la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Contra la Salud (FEADS).

A %d blogueros les gusta esto: