11 abril, 2021

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Necesario desaparecer el Sistema Anticorrupción y cambiar a titular del OSFE: Cesar Morales

“Llevamos más de diez años en medio de la corrupción porque nadie hace nada, porque las leyes están hechas para los corruptos en Oaxaca”, asegura el Diputado del Partido del Trabajo, Cesar Morales Niño al señalar que para iniciar a combatir la impunidad se debe reformar el Sistema Estatal Anticorrupción y remover al actual titular del Órgano Superior de Fiscalización, Guillermo Megchún Velázquez.  

“Yo he solicitado que desaparezca el Sistema Estatal Anticorrupción porque no sirve y solo está costándole muchos millones de pesos a las y los oaxaqueños en el gasto corriente, personal, vehículos, oficinas, etcétera, y no hay un solo beneficio que represente para Oaxaca”, indicó Morales Niño, quien el año pasado denunció la contratación en dependencias como la Comisión Estatal de Vivienda, Sinfra y CAO; de empresas sin domicilio fiscal y boletinadas por el SAT, que habrían sido empleadas para justificar millones de pesos por obras que no representaron las inversiones facturadas o que incluyen el cobro por el trabajo comunitario llamado Tequio, aportado de manera voluntaria por los habitantes de las localidades donde se realizaron los trabajos. 

Sin embargo, a pesar de haber presentado las denuncias ante instancias federales, existe un “círculo vicioso” en el Sistema Estatal Anticorrupción que permite la impunidad dentro del gobierno del estado, menciona Morales al recordar que fue el propio titular del OSFE quien en una comparecencia afirmó que no estaba prohibido en Oaxaca el contratar a empresas calificadas como irregulares por el SAT o sin domicilio fiscal. 

Por ello, en el presupuesto de egresos que fue aprobado por el Congreso del Estado para el ejercicio fiscal 2021, se estableció a través de un Decreto que emitió la Cámara, prohibir la contratación de empresas “factureras”, sin domicilio fiscal y fichadas por el SAT por lo que ya se puede proceder legalmente contra las dependencias que las contraten, celebra el también periodista de profesión. 

No obstante, la corrupción sigue siendo un negocio en Oaxaca, lamenta Cesar Morales al señalar que si bien la LXIV Legislatura no ha aprobado las Cuentas Públicas del Gobernador Alejandro Murat Hinojosa, el titular de la Auditoría Superior del Estado prefiere incurrir en violaciones a la Constitución local y federal al no entregar en tiempo las auditorias. 

Y aunque justifica su demora con la pandemia, las actividades de fiscalización no debían detenerse de acuerdo a los lineamientos de salud federales, añade Cesar Morales al reiterar que Guillermo Megchún “tenía que haberse ido desde hace mucho tiempo porque ha faltado ha toda responsabilidad y no ha ganado un solo juicio en contra de un ayuntamiento que no haya solventado sus cuentas públicas y lo peor de todo es que tapa la corrupción en las dependencias estatales a quienes con un simple oficio que él emite, dice que ya subsanaron todo”, denuncia.

“Es necesario que se haga un cambio por alguien que garantice que la fiscalización se haga efectiva en nuestro estado y no que esté solapando la corrupción como se hace actualmente”.

“También habría que hacer una revisión muy exhaustiva a la labor del titular del OSFE porque ahí comienza la impunidad a la corrupción en Oaxaca”, agregó Morales Niño al recordar que Megchún Velázquez fue Secretario de Finanzas durante el sexenio de José Murat Casab, padre del actual gobernador, Alejandro Murat Hinojosa.

“Por lo que sería bueno que se llamara a cuentas al OSFE por todo lo que está encubriendo, por su falta de capacidad para hacer un ejercicio transparente en la ejecución de los recursos públicos de los oaxaqueños”, advierte.

Aunado a ello, el problema abarca al resto de integrantes del Sistema Estatal Anticorrupción, lamenta el representante del Distrito V, con cabecera en Asunción Nochixtlan. 

“Tú denuncias ante la Contraloría, la controlaría da vista a la Fiscalía Anticorrupción, pero la Fiscalía no tiene recursos ni personal para operar, siendo ahí en donde se atora todo, pero ademas, esta dependencia tendría que remitir el resultado de sus investigaciones al Tribunal de Justicia Administrativa, en donde las cosas también no están nada bien”, añade Morales Niño. 

Quien también reconoce que aunque el congreso es de oposición, existen diversas situaciones al interior de los grupos parlamentarios que impiden que se pueda trabajar en hegemonía a favor de Oaxaca, por lo que esperan que en este último año legislativo “podamos sentar las bases para un gobierno honrado, porque hasta este momento no los tenemos”, espetó.  

Indicó que ya solicitó la remoción del titular del OSFE pero el acuerdo debe salir de la Comisión de Vigilancia del Órgano Superior de Fiscalización del Estado, integrada por el Diputado Horacio Sosa Villavicencio, de Morena, su correligionario Fredie Delfín Avendaño; la priista Lilia Arcelia Mendoza; el petista Noé Doroteo Castillejos y la perredista Elim Antonio Aquino. 

No obstante, agregó, “vamos a seguir insistiendo para que los recursos públicos se manejen con honradez en Oaxaca y vamos seguir señalando cuando vemos que hay impunidad”. 

Además, destacó que presentaron una iniciativa para reformar el sistema estatal anticorrupción, pero “algo pasa que lo dejan en la congeladora, tal vez por complicidad o por acuerdo, pero de ahí no pasa”, lamentó el legislador al explicar que dentro de su propuesta está la creación de Comités Técnicos Ciudadanos, conformado por los ciudadanos que estén en contacto directo con la obra pública, permitiendo un seguimiento y control de la misma. Así como mecanismos de respuesta inmediata ante las denuncias por actos de corrupción o desvío de recursos públicos. 

Por último, dijo que la Fiscalía Anticorrupción estima que la corrupción en el gobierno de Oaxaca está costado cerca de 3 mil millones de pesos de las y los oaxaqueños, aunque reconoce que podría ser mucho más que eso. 

A %d blogueros les gusta esto: