25 octubre, 2020

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Gobierno de Oaxaca deberá regresar 500 millones de pesos a la federación

El Director General del INIFED, Jorge Jiménez Alcaraz, la asesora Isabel Repizo Martínez y la Coordinadora Regional, Adriana Gutiérrez Nash con el Gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat. / Imagen de @alejandromurat

  • IOCIFED tendría que regresar 500 MDP a la Federación por irregularidades en expedientes. 
  • Federación suspendió entrega de recursos por falta de comprobación.

Oaxaca.- En medio de una reestructuración presupuestal y la desaparición de diferentes áreas en el Gobierno de Oaxaca por los recortes en el PEF 2021 para los Estados, la entidad tendría que regresar al menos 500 millones de pesos a la federación al no poder comprobar su correcta ejecución. 

Desde el inicio de la actual administración que encabeza Alejandro Murat Hinojosa, el Instituto Oaxaqueño Constructor de Infraestructura Física Educativa (IOCIFED) ha sido señalado como una de las dependencias con mayores irregularidades en el ejercicio de los recursos públicos. Incluso, en el 2019 el Gobierno de Oaxaca regresó 300 millones de pesos del presupuesto asignado para la reconstrucción de escuelas afectadas por los sismos del 2017.

Situación que podría repetirse este 2020 pero por la cantidad de 500 millones de pesos. Recursos que forman parte de los más de 1,400 millones de pesos que ha entregado el gobierno federal al estado a través del Fonden y, de manera extraordinaria para resarcir los boquetes económicos que ocasionó el primer reintegro. 

De acuerdo a funcionarios federales que han pedido omitir sus generales por seguridad, hace unas semanas se llevó a cabo una reunión oficial entre autoridades del gobierno de Oaxaca y del gobierno de la República, en donde se le instruyó al IOCIFED que entregara la información faltante a más tardar el último día de agosto del presente año, no obstante, hasta esta semana la dependencia estatal no había corregido los expedientes. 

Señalan que incluso el Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (INIFED), le ha pedido al IOCIFED que regularice la situación otorgando facilidades que podrían ser interpretadas como actos de complicidad por parte de la entidad federal, sobre todo en el aspecto de supervisiones ya que se han detectado diversas inconsistencias que no han sido solventadas. 

Indican que el propio presidente Andrés Manuel López Obrador ha tratado el tema directamente con el Gobernador Alejandro Murat Hinojosa, derivado de diversas denuncias hechas llegar hasta Palacio Nacional. Aunadas a las que ciudadanos y empresarios han entregado personalmente al mandatario federal durante sus visitas a la entidad oaxaqueña. Sin que existan avances en la solución.

Servidores públicos que atienden temas de infraestructura educativa, aseguran que gran parte del programa “La escuela es nuestra”, se dio por Oaxaca, “por la corrupción y la ineficiencia para manejar dinero”, advirtiendo el grave daño al erario público y sobre todo, el incumplimiento a miles de estudiantes que hasta la fecha, aún no cuentan con instalaciones dignas y seguras, ya que a tres años del siniestro más del 50% de las escuelas afectadas continúan sin ser rehabilitadas total o parcialmente. 

Además, aseguran que ante esta situación se instruyó a las dependencias correspondientes, que no se entreguen a Oaxaca los recursos del Fondo para la Atención de Emergencias (Fonden) que servirían para atender los daños que dejó el sismo del pasado 23 de junio del presente año, hasta que comprueben fehacientemente la correcta ejecución de las asignaciones anteriores. Orden que -indican- habría salido directamente de la oficina de la Presidencia.  

Regresan 300 MDP a la Federación 

Durante la gestión del primer Director del Instituto Oaxaqueño Constructor de Infraestructura Física Educativa (IOCIFED), Orlando Montes, se documentó la reasignación irregular de al menos 700 millones de pesos destinados a la reconstrucción de escuelas, situación que llevó a su destitución y el inicio de diversas investigaciones para deslindar responsabilidades las cuales también incluyen al segundo titular, Mario Bustillos Cacho, de acuerdo a las declaraciones hechas por el Fiscal Anticorrupción, Jorge  Iruegas Álvarez, durante una comparencia ante el Congreso del Estado.

De acuerdo a instancias federales, con Bustillos Cacho se habría alcanzado un acuerdo entre IOCIFED, el INIFED y las empresas para continuar con los trabajos y liberar los recursos una vez entregada la comprobación, la cual ya estaba en proceso, sin embargo el proceso se suspendió con su salida.

Tras su arribo en marzo de 2019, el actual Director de IOCIFED, Adolfo Maldonado Fuentes, denunció las supuestas irregularidades en la reasignación del presupuesto otorgado para la reconstrucción de escuelas tras el sismo del 2017 a través del Fonden, pero inició otra reestructuración de empresas y recursos, incurriendo en nuevas faltas a los procedimientos.

Lo que generó una demora en la entrega de los expedientes y ocasionó que llegara el vencimiento del plazo para comprobar su ejecución teniendo que regresar 300 millones de pesos de los 1,187 millones que se asignaron en una primera etapa. 

Ante esta situación, Maldonado Fuentes responsabilizó a sus antecesores e inició un proceso judicial en contra de empresas que habrían incurrido en supuestos incumplimientos a los contratos o que supuestamente funcionaban como empresas fachada.

También gestionó ante el gobierno federal un monto adicional de casi 300 millones de pesos, el cual fue aprobado por la administración central pero tampoco ha sido empleado.

Continúan irregularidades

A pesar de que Adolfo Maldonado es el tercer titular de esta dependencia, a más de un año de su llegada los problemas de comprobación continúan, lo que pone en riesgo otros 500 millones de pesos que no han podido justificar y de no hacerlo, pese a las atenciones que le ha brindado la federación, el IOCIFED deberá retornar esos recursos generando otro daño al erario del estado más rezagado del país. 

Empleados del IOCIFED, quienes pidieron el anonimato ante temor de represalias, señalaron que desde la llegada de Maldonado Fuentes a la Dirección General de este organismo, el personal de la dependencia ha sido desplazado por empresas externas que realizan los procedimientos de validación y supervisión, con ayuda de los Jefes y Directivos que nombró el nuevo titular a su arribo. 

Mencionaron que gran parte de las funciones que realizaba el Instituto ahora se llevan a cabo en oficinas externas, de las que desconocen la ubicación, pero explica la ausencia del Director General, quien desde que tomó protesta asiste una o dos veces al mes por periodos cortos de tiempo, delegando la mayoría de sus responsabilidades a su personal de confianza, agregaron.  

Por ello, dijeron desconocer la situación actual de los proyectos, sin embargo, aseguraron que los recursos no han sido empleados en las obras de reconstrucción, señalando que decenas de contratistas a los que no se les ha pagado por trabajos ya realizados, buscan constantemente al Director del IOCIFED sin que este los reciba. Mientras que a otros, literalmente les ha dicho que no les pagarán, sin dar mayores argumentos que la insuficiencia presupuestal, pese a las asignaciones millonarias que ha recibido Oaxaca para esta problemática.