30 septiembre, 2020

Polígrafo Mx

Noticias y Análisis Político

Torturan y queman vivas a 15 personas en Oaxaca

Oaxaca.- Al menos 15 personas fueron torturadas, asesinadas y quemadas por un grupo armado en supuesta complicidad con autoridades auxiliares del municipio de San Mateo del Mar, Oaxaca.

De acuerdo a los primeros informes, cerca de las 12 del medio día del pasado domingo 21 de junio, ciudadanos que se encontraban en un filtro sanitario en la localidad de La Reforma, fueron agredidos por pobladores de Tikambaj, que se dirigían a una supuesta asamblea comunitaria en Huazantlán del Río y se opusieron a que sus vehículos fueran sanitizados.

Según las versión del Ayuntamiento, los inconformes agredieron con armas de fuego, palos y machetes a hombres, mujeres y niños que participaban en el modulo, resultando con heridas de gravedad dos mujeres y dos hombres, por lo que fueron trasladados al municipio vecino de Salina Cruz para recibir atención médica.

Sin embargo, al llegar a la Agencia de Huazantlán del Río -relatan- fueron interceptados por simpatizantes del Agente José Luis Chávez y aliados de los agresores, quienes intentaron impedir que continuaran su camino, pero tras otro enfrentamiento lograron salir de la comunidad.

Horas más tarde, cerca de la media noche en esa misma localidad, se dio un nuevo enfrentamiento con una escalada de violencia sin precedentes.

Uno de los sobrevivientes narra que se encontraban cerca de 30 personas en una asamblea, cuando cerca de 300 personas comenzaron a atacarlos con palos, piedras y a golpes.

Testigos relatan que incluso la policía municipal y elementos de la Guardia Nacional que habían llegado para controlar la situación, abandonaron el lugar sin intervenir ante las agresiones.

Como resultado, 15 personas fueron torturadas y quemadas vivas, entre ellas dos mujeres que ya habían solicitado la intervención del Estado por temores a sufrir agresiones por parte de su Agente municipal, José Luis Chávez.

En un comunicado oficial, el Ayuntamiento de San Mateo del Mar responsabilizó directamente a Jose Luís Chaves Salinas, Agente Municipal de Huazantlán del Rio; así como a Camerino Dávalos, Pedro Dávalos, Laura Fiallo, Marcelio Ramírez e Iván Mateos.

Quienes de acuerdo a los denunciantes, son respaldados el jefe de plaza de un grupo criminal relacionado con tráfico de personal y robo de combustible, a quien identifican como Gualterio Escandón, alías Gual Perol, responsable de varios homicidios y hechos violentos en la zona.

También destacaron que varias de las mujeres agredidas fueron sacadas de sus hogares, entre ellas una de las víctimas identificada como Okas Marissa Rangel Oviedo, quien anteriormente fue privada de libertad juntos a sus dos hijas menores de edad, sin justificación alguna por las autoridades auxiliares.

Recordaron que las víctimas habían solicitado medidas cautelares a la Defensoría de Derechos Humanos, sin embargo les fueron negada, y por el contrario, se le otorgaron a los que hoy son señalado como los principales responsables de estos hechos.

En respuesta, la Union de Agencias y Comunidades Indigenas Ikoots, organización que respalda al Agente Municipal, buscó deslindarse de los hechos y culpó al Presidente Bernardino Ponce y al empresario Jorge Arroyo.

Por medio de un documento de cuatro paginas, la Unión intentó explicar los hechos, argumentando que fueron emboscados en un reten, responsabilizando a las autoridades municipales.

Sin embargo no explican los hechos posteriores, en donde supuestos miembros del crimen organizado en contubernio con integrantes de su agrupación, torturaron y asesinaron a 15 personas. Aunque sí exigieron respeto a su autonomía y a la libre determinación en la elección de sus autoridades.

También culparon al gobierno estatal y federal por ignorar sus solicitudes de ayuda ante las supuestas agresiones por parte del Alcalde y su gente.

En respuesta y tras convertirse en nota nacional, el gobierno de Oaxaca desplegó un operativo para retomar el control de la zona, sin embargo no obtenían autorización de las comunidades para entrar en la región.

Después de una ríspida negociación, las fuerzas estatales y federales lograron entrar a la comunidad cerca del medio día de este lunes.

Por su parte el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa, se limitó a informar por medio de twitter, que instruyó a sus funcionarios para que brinden “todo el apoyo a las familias de las víctimas y se garantice seguridad”.