9 mayo, 2022

Esta lucha es por todas y todos: Susana Harp 

Imagen: Facebook Susana Harp

  • “Yo me quedo en Morena”
  • “La campaña sucia no es sucia, es asquerosa”

El proceso interno del Movimiento de Regeneración Nacional para seleccionar a sus candidatas y candidatos a las gubernaturas de seis estados ha provocado una importante polarización al interior del partido del Presidente López Obrador. 

Tal es el caso de Oaxaca, una de las entidades consentidas del mandatario mexicano tanto en lo personal como en lo presupuestal. Y en donde el Comité local designó al senador con licencia Salomón Jara Cruz como su único precandidato para contender por el cargo que hoy ostenta el priista Alejandro Murat. 

Y aunque el instituto político justificó la decisión con base en los resultados que arrojaron las encuestas que realizó el Comité Nacional en donde Jara Cruz habría resultado como el mejor posicionado entre el electorado, tras darse a conocer los resultados varios aspirantes denunciaron un proceso amañado y plagado de irregularidades. 

Entre ellos la Senadora Susana Harp Iturribarría, quien aparece como la mujer mejor posicionada de todas las que participaron en los ejercicios de selección para los seis estados, y aunque en Oaxaca los estudios arrojaron una preferencia del electorado hacia una candidata mujer, la legisladora quedó fuera del proceso, lo que la llevó a impugnar la decisión de la Comisión Nacional de Elecciones ante la Comisión de Honestidad y Justicia de su partido, la cual falló en su contra. 

Ante dicha resolución Harp anunció que acudirá al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación para defender sus derechos político electorales y exigir el respeto a la Ley de Igualdad Sustantiva que busca la equidad de oportunidades entre hombres y mujeres, la cual de acuerdo a la Senadora ha sido violentada por los órganos internos de Morena.  

“La responsabilidad es de la Comisión Nacional de Elecciones, ellos tienen que dar cuenta de los criterios que aplicaron y explicar por qué hicieron lo que hicieron”, señala Susana Harp al dejar en claro que “no se trata de que Morena está mal, de que todo el movimiento está mal”.

En entrevista telefónica con este medio, calificó de indignante que las decisiones se hubieran tomado como parte de un acuerdo político que no responde a las exigencias ciudadanas, por lo que acudió a la Comisión de Honestidad y Justicia esperando que “hiciera honor a su nombre”, asegurando que la legalidad y la constitución le asisten.

Ya que además de no respetarse los principios de paridad de género se demostró una manipulación en el ejercicio de asignación, espetó la Senadora.

Dicha violación al proceso interno fue evidenciada por el Senador de Durango, José Ramón Enriquez quien a pesar de obtener los mejores resultados, no fue seleccionado como candidato.

Al anunciar la impugnación contra la designación de Marina Vitela, aspirante que según las encuestas ocupaba el tercer lugar; Enriquez demostró que las designaciones –incluida la de Oaxaca– se hicieron desde el día 18 de diciembre cuando todavía se estaban levantado encuestas en su estado. 

Además, comentó que el nombrar a candidatas en entidades que presentan escenarios adversos mientras que los espacios en los estados con mayores tendencia al voto en favor de Morena son ocupados por hombres, también es contrario a la equidad de género por competitividad, visión que comparte con Susana Harp y es por ello que llevará su demanda ante los tribunales federales.

“De manera pacífica tenemos que seguir en la lucha […] uno tiene que hacer lo propio, porque hacer lo correcto nos tiene que dar tranquilidad aunque nos critiquen”, anotó la senadora oaxaqueña al sostener que “esto no ha terminado”, por lo que seguirá luchando pese a los ataques en su contra, los cuales –dijo– no han sido pocos. 

“La campaña sucia no es sucia, es asquerosa”

A través de publicaciones en algunos medios de comunicación pero principalmente en páginas de Facebook se ha buscado desacreditar la demanda de Harp Iturribarría, pero la Senadora explicó que estas agresiones comenzaron el día que presentó su tercer informe de actividades, incrementándose tras hacer públicas sus aspiraciones por la gubernatura al grado de involucra a su hijo en noticias falsas. Incluso su WhatsApp fue hackeado, y teme que su línea también esté intervenida. 

Dicha guerra sucia ha ido en aumento después de su impugnación, sobre todo con el tema de que dejaría Morena para aceptar la candidatura por otros partidos y aunque reconoció que ha tenido invitaciones, aseguró que a todos les ha dado las gracias y les ha dicho que no.

“Yo me quedo en Morena, me quedo aquí porque tenemos que transformar este país y tenemos que aplicar los principios que Morena nos ha enseñado, como dice el Presidente la revolución de las conciencias comienza en cada persona, en cada partido y en cada espacio, yo voy a seguir luchando desde adentro”, afirmó. 

Aclaró que no le interesa afectar a ninguna persona ni mucho menos al movimiento, pero no quitará el dedo del renglón y seguirá hasta el final en esta lucha, la cual dijo, “es de todas y de todos los ciudadanos que queremos una política diferente”. 

Criticó que hoy la politiquería y los acuerdos en lo “oscurito” se confundan con hacer política, ya que eso “es hacer trampa, política es trabajar por el bien comunitario” comentó al detallar la urgencia de redignificar esta labor. 

Por último recordó que se metió “en este mundo” por las posibilidades de incidir de manera directa en un cambio que ya impulsaba desde el sector cultural pero que nunca logró magnificar al grado que lo hace hoy, agradeciendo el haber llegado al Senado por invitación del Presidente Obrador, lo que le ha permitido trabajar en beneficio de los pueblos originarios y de la comunidad afromexicana, labor que asegura, continuará haciendo. 

A %d blogueros les gusta esto: